Nuevas formas de distribución de contenidos

Publicado por en Blogs, Comunicación, herramientas, RSS

Distribución de contenidosEn los tiempos que corren creo que no es necesario explicar que no podemos esperar a que nadie venga de cuando en cuando a nuestro sitio web en busca de nuevas publicaciones sino que tenemos que buscar nuevas formas de distribución de contenidos que acerquen ese contenido a los posibles interesados.

A lo que podemos considerar “sistemas tradicionales”, se han sumado otros que hoy son experimentales y novedosos y que probablemente en un futuro muy breve bien se consolidarán bien dejarán paso a nuevos experimentos.

Desde los inicios de Anotado estoy probando opciones para difundir lo que publico aquí. No tanto para asegurarme de la difusión de mis reflexiones (que, la verdad, son más para mí mismo que para que lleguen a mucha gente) sino para entender su funcionamiento y sus dinámicas y poder ponerlos al servicio de las personas o entidades con las que me relaciono profesionalmente. De hecho creo que uno de los principales motivos por los que este blog sigue vivo ha sido poder usarlo como lugar donde experimentar y aprender de los nuevos formatos y las nuevas tendencias.

A estas formas de distribución que he venido probando se han sumado en las últimas semanas:

  • un bot en Telegram,
  • las Accelerated Mobile Pages (AMP) de Google,
  • los Instant Articles de Facebook.

Sé que son herramientas distintas y que no pueden compararse unas con otras, sino que pueden llegar a ser complementarias, pero yo las trato juntas porque las veo como formas de hacer el contenido más accesible y más fácil de “consumir” o de distribuir, cada una con sus características particulares.

¿Qué vendrá mañana? No lo sé, pero lo más probable es que lo pruebe.

Voy a dar un repaso a cada uno de ellos, los tradicionales y los nuevos:

SEO

La madre de todas las batallas.

Si hay muchos usuarios de internet que aun sabiendo el dominio de la página a la que quieren acceder lo hacen tecleando ese dominio en la caja de búsqueda de Google, poco hay que explicar de la necesidad de tener la certeza de que Google ve bien tus contenidos y que todo lo que se publica se identifica, almacena y presenta correctamente por el buscador.

Nunca me he preocupado especialmente por seguir al pie de la letra las recomendaciones de los profesionales del SEO (no porque no crea que son útiles, que lo son, sino porque el motivo principal de escribir aquí, como decía más arriba, no ha sido lograr tráfico), pero no niego que de cuando en cuando me doy una vuelta por Google Search Console (antes Google Webmaster Tools) para curiosear un poco y asegurarme de que Google no está detectando nada que yo sepa o pueda corregir. Nada de off-page conscientemente y un poco de on-page.

Reconozco que desde que que cambié Blogger por WordPress estoy jugando e investigando un poco más que antes.

RSS

He escrito bastante sobre RSS en este blog. Creo que la primera vez fue hace once años cuando anuncié que en la empresa en la que trabajaba entonces habíamos publicado el feed RSS para publicar las notas de prensa.

En ese texto me lamentaba de lo difícil que me resultaba transmitir al resto de la organización la utilidad de este canal. Once años después seguimos en las mismas. Hemos sido pocos los que hemos usado herramientas de sindicación de contenidos para aprovechar la flexibilidad que el RSS nos daba para el consumo de noticias. Algunos pasamos de Bloglines a Google Reader y, cuando éste murió, a otras opciones, Feedly en mi caso.

Aparte del poco uso, hecho que nos sorprendía a los pocos que lo usamos, uno de los grandes debates que hemos tenido desde el principio ha sido si en el RSS hay que publicar todo el post o solo parte de él. Evidentemente quien opta por la segunda alternativa lo hace para “obligar” al lector a que vaya a su sitio web. Algo comprensible cuando uno vive de la publicidad, aunque ya se encontraron soluciones para incorporar la publicidad al RSS. En mi caso me parece una falta de respecto al lector (que me está diciendo claramente que quiere mi contenido y cómo lo quiere), pero entiendo que quien tiene que pagar facturas a costa del tráfico no tiene una decisión fácil.

Sea cual sea el uso que cada uno haya dado al RSS, varios de los canales que voy a mencionar más adelante dependen totalmente de su existencia.

Esta es, en mi opinión, su grandeza: El feed RSS es el motor en la sombra del que muchos se alimentan sin saberlo.

Redes Sociales

Poco que decir. Hay medios a los que ya les llega más tráfico desde redes sociales que desde el propio Google.

Al principio, cuando empezamos a usar Twitter, compartíamos poco. Los 140 caracteres se quedaban cortos para las url que se comían casi todo el espacio disponible. Luego llegaron los acortadores, y empezó la fiesta.

De hecho ha habido quienes han dejado de usar herramientas de sindicación de RSS porque ya les llega el contenido vía Twitter, Facebook, Linkedin o la red que sea.

Al principio puse aquí  los ya típicos botones “sociales” de “compartir”, pero cuando me informé, vi las cosas que pasaban por detrás, cómo en realidad esos botones no iba de compartir sino de enriquecer las bases de datos de profiling dejé de usarlos. De hecho creo que nunca he compartido usando ese tipo de botones. Al principio copiaba y pegaba directamente las URL, después instalé en mis navegadores el botón de Buffer y comparto lo que leo desde ahí, lo que, por otro lado, me permite asegurarme de que no voy a inundar el timeline de nadie por el hecho de ponerme a leer y compartir varios textos a la vez.

De esta fiebre de compartir vino la dispersión de la conversación, pero ese es otro tema.

Réplica de contenidos

En realidad el hecho de “copiar y pegar” en otros sitios lo que se publica en este blog no puedo decir que sea un canal de distribución de contenidos como tal, pero es una de las formas que yo he utilizado para hacerlo llegar a algunos lectores más o simplemente para tener presencia en ciertos sitios y entender sus dinámicas y formas de uso.

Mucho de lo que publico aquí lo reproduzco en Medium (lo reconozco, cuestión de usar la herramienta de moda), algo, selectivamente, en Linkedin Pulse, y todo sin criterio y junto lo que publico en todas partes en Tumblr.

Lo cierto es que de lo que voy viendo, no soy el único, y además he visto aparecer un paralelismo con el RSS: hay quien comparte, por ejemplo, en Linkedin Pulse un fragmento de su texto, y “obliga” a ir a su web para leer el resto. Mi reflexión es similar a la que he dejado hablando del RSS.

Google Currents (DEP) – Google Newsstand

Hace tiempo, y gracias al RSS, creé una publicación en Google Currents (hoy sustituido por Google Newsstand).

No es que tuviera ninguna esperanza de que nadie en su sano juicio seleccionara Anotado entre las revistas  a las que seguir, pero sí me sirvió para entender cómo configurarlo y cómo usarlo para crear una publicación para la empresa para la que trabajaba en ese momento. Tengo pendiente escribir el post que me llevó a crear canales como este para esa empresa.

Como digo, esencial para este canal el feed RSS. Otra vez.

Bot en Telegram

Los bots son el canal de moda sin ninguna duda. ¿Cuánto durará la moda? Eso es otra historia.

Los bots se están convirtiendo en lo que RSS pudo ser, pero con una enorme ventaja: que se desarrollan sobre las herramientas de comunicación que ya estamos usando (Telegram, Facebook Messenger, KIK, …) y, además, aportan la posibilidad de interactuar con ellos. No es necesario aprender o empezar a usar nuevas herramientas, se usan las que ya estamos usando todos los días, y esto ayuda mucho a la adopción.

Gracias a las publicaciones de mis amigos Iván y Tamara y a un poquito de investigación descubrí que notificar en un canal de Telegram cada vez que publico algo aquí es muy sencillo (otra vez gracias al RSS). Tan sencillo como que desde hace ya unas semanas tengo activo el canal de Anotado en Telegram. Algo tan simple como “disparar” automáticamente el enlace en cuanto se actualiza. Con la interacción todavía no me he atrevido.

La explicación de Ivan sobre cómo crear tu bot de Telegram es tan clara que hasta yo he podido hacerlo sin problemas.

Instant Articles

Esta opción y la siguiente, más que nuevas formas de distribución son formas de optimizar la experiencia de usuario cuando se accede al contenido en dispositivos móviles desde ciertos sitios.

En este caso desde Facebook.

Para los usuarios que llegan a contenidos de Anotado desde la aplicación móvil de Facebook he configurado los Instant Articles, que no son sino un formato simplificado que requieren (sí, otra vez) un feed RSS específico (no vale con el estándar) que permite que la página se cargue mucho más rápido en un terminal móvil.

Para ello, siguiendo las indicaciones de Tamara, y pidiéndole ayuda cuando las cosas se me iban de las manos, he tenido que crear una página en Facebook para Anotado que sirva de referencia para compartir lo que vaya publicando.

El proceso no es inmediato, Facebook se toma unos días para verificar que todo funciona correctamente, pero una vez verificado, todo va como la seda (por ahora).

Nunca he sido muy fan de compartir mis entradas en Facebook, no sé muy bien por qué. Posiblemente por un pudor absurdo. A partir de ahora lo haré para poder experimentar con este formato.

Accelerated Mobile Pages (AMP)

Las mismas instrucciones (y ayuda) de Tamara me han servido para adaptar Anotado a las AMP de Google que son el equivalente en Google a las Instant Pages de Facebook: Básicamente páginas de carga rápida para los usuarios que lleguen a Anotado desde Google usando un dispositivo móvil en determinadas situaciones.

He tenido algún problemita, lo reconozco. Lo bueno es que Google Search Console (antes Google Webmaster Tools) te informa de los errores que va encontrando y, con un poquito de investigación, he encontrado el origen de los problemas. Nada que un perfil muy muy low tech como el mío no pueda solucionar.

Si tienes curiosidad de ver cómo queda esta entrada en formato AMP aquí tienes el enlace.

Próximos pasos

¿Qué me queda? Pues no lo sé.

Por el momento estoy trabajando para ver si me entero cómo configurar el bot en KIK. Lo tengo a medias dese hace bastantes días. No es tan fácil como en Telegram, desde luego.

En cuanto pueda intentaré hacer lo propio con un bot en Facebook siguiendo las instrucciones de Iván.

¿Esto va a hacer que lo que publico llegue a más gente? No lo creo. Tampoco es mi intención.

¿Me va a hacer entender mejor estos formatos? Sin ninguna duda. Ese es el objetivo.

Si tienes curiosidad (y has llegado hasta aquí) sígueme en alguno (o todos) de estos nuevos formatos. O úsalos tú mismo. Pregunta. A lo mejor hasta puedo ayudarte con algo.

 

Actualización 5/7/2016

Con un poco de investigación, ahora el Bot de Anotado en Telegram también envía una actualización cada vez que comparto un enlace en Linkedin.

En realidad no es cada vez que comparto en Linkedin sino cada vez que lo programo en Buffer para que lo publique en Linkedin. Matices.