Clover: ¿se puede hacer peor?

Publicado por en mudanza, Personal, servicio

Aviso a navegantes: este es un post para que quienes se vean en la situación de hacer una mudanza internacional valore bien con quién la hacen. Yo recomiendo encarecidamente que no lo hagan con Clover.

Cuento mi historia:

Hace unos meses me vi en la necesidad de contratar con una empresa de mudanzas internacionales el traslado de todas mis cosas de Miami (Florida, EE.UU.) a Madrid, España.

El viaje de ida lo contraté con InterDean, si bien la entrega física en Miami la hizo Clover. El personal que realizó la entrega fue tan extremadamente proofesional que Clover fue la primera empresa a la que pedimos presupuesto para la vuelta y con la que finalmente contratamos.

Los problemas empezaron una vez cerrado el contrato, ya que exigían el pago por adelantado para fijar fecha para empaquetar y recoger.

Hubo que pagar.

El día fijado (28 de noviembre), vino otro equipo diferente al que había hecho la entrega, pero tan eficiente y profesional como el primero, si no más. Tan pronto como entraron en la casa el encargado del grupo me dijo que dudaba que todo cupiera en el contenedor de 20 pies contratado. Sospecha que después de día y medio de trabajo se confirmó. La persona de Clover que hizo la estimación de volumen cometió un error de cálculo que el del equipo de empaquetado vio tan pronto como entró en la casa. Y eso que dos camas y dos sofás que estaban en la primera estimación finalmente los vendimos y no hubo que incluirlos.

Buscando una solución se llamó a la persona que había hecho la estimación, quien afirmó que se empaquetaría por separado y se enviaría junto con el contenedor principal en el barco que salía del puerto de Miami el día 4 de diciembre.

El 31 de diciembre, al no tener noticias, pido información por correo electrónico y el 5 de enero me dicen que hablarán con su agente en Madrid (que casualmente es InterDean) para que les dé información. Esto da una idea del seguimiento que Clover estaba haciendo del envío: Ninguno. Les pido yo los datos para hacer yo el seguimiento.

El día 14 de Enero, el agente en España me dice que el tema está parado porque les falta un documento esencial para pasar el control de aduana. Documento que a mí nadie me había pedido. Lo mando dos días después. El 22 de Enero me dicen desde Clover en Miami que no me lo pidieron porque a ellos tampoco les dijo nadie que me lo tenían que pedir. Esto da una idea de la profesionalidad con la que trabaja Clover.

El 23 de Enero me dicen desde el agente en España que el 26 o el 27 de Enero pasará la aduana. En ese momento trato de confirmar que viene tanto el contenedor como lo que no cupo. Me confirman que no, que sólo viene el contenedor.

En la certeza de que era un error, me pongo en contacto con Clover en Miami donde me confirman que es así, y que está en un almacén en Miami pendiente de que se les confirme que se les va a pagar por el envío. Nunca informaron de esto. ¡Dejaron nuestras cosas en un almacén sin decirlo a nadie!

Se defienden diciendo que mandaron un correo electrónico pidiendo esta confirmación el 5 de diciembre, lo cual es cierto, pero nunca informaron de que no se habían enviado las cosas. Además, de la secuencia de fechas es evidente que nunca tuvieron la intención de cumplir su palabra de enviarlo con el contenedor principal, ya que el barco salió de Miami el día 4 de diciembre.

Hoy es día 28 de enero y todavía no sé cuándo voy a recibir la mudanza.

Ahora el agente en España pide que se le pague por los días que ha estado el contenedor almacenado antes de realizar la entrega, la mayor parte de los cuales se deben a que no tenían los documentos que nadie nos pidió. Poniéndolo de nuevo en conocimiento de Clover dicen que no es su problema y que eso no estaba en el presupuesto. Un retraso generado por su incompetencia al no pedir la documentación necesaria.
Además la naviera dice que para liberar el contenedor hay que presentar un documento original (como el billete de avión en papel) si bien, de acuerdo al agente, Clover informó de que el trámite era con un número de referencia (como el billete de avión electrónico).

Es decir, que dos meses después sigo sin tener ni idea de cuándo me van a entregar las cosas porque Clover no es capaz de aclarar a las dos partes involucradas (naviera y agente local) la documentación que tienen que manejar.

Creo que tengo datos suficientes para decir que el servicio prestado por Clover en mi caso está siendo nefasto, inaceptable y carente de toda profesionalidad. Y esto no ha acabado: el contenedor no ha llegado a mi casa, y lo que no cupo no ha salido todavía de Miami.

A ver en qué queda todo y cuándo termina la historia. Mientras tanto no tengo muebles, no tengo ropa, no tengo toallas, no tengo cacharros de cocina, no tengo…

Actualización 29/1/2009 21:35
Hoy me han entregado el contenedor.
Todavía sigo pendiente de saber cuándo sadrá el resto de la mudanza del puerto de Miami.