No te hagas amigo de tus pacientes… dice la BMA

Publicado por en medicina, Redes sociales, Salud

BMA to Doctors: It’s Not Complicated — Don’t Be Facebook Friends with Patients – Health Blog – WSJ: “Given the greater accessibility of personal information, entering into informal relationships with patients on sites like Facebook can increase the likelihood of inappropriate boundary transgressions, particularly where previously there existed only a professional relationship between a doctor and patient. Difficult ethical issues can arise if, for example, doctors become party to information about their patients that is not disclosed as part of a clinical consultation. The BMA recommends that doctors and medical students who receive friend requests from current or former patients should politely refuse and explain to the patient the reasons why it would be inappropriate for them to accept the request.”

 
Médico Paciente FacebookUn tema espinoso en el que la British Medican Association (BMA) se ha mojado: recomienda explícitamente a los médicos no “hacerse amigos” de sus pacientes en sitios como Facebook.

Habrá opiniones para todos los gustos, pero los argumentos que esgrime parecen consistentes, y si bien la American Medical Association (AMA) no lo da ese último paso de decirlo explícitamente, sí se acerca recomendando que se mantengan claras las barreras que determinan que se trata de una relación profesional.

Este tipo de recomendaciones ¿serían también aplicables a otro tipo de profesionales como abogados, asesores fiscales, …?

Personalmente creo que este tipo de medios sociales generalistas están destinados, por el uso que hacemos de ellos, a relaciones personales, no profesionales. Muchas veces es muy complicado establecer la frontera, pero incorporar a mi médico a mi lista de “amigos” de Facebook, creo que nos va a aportar muy poco a ambos (más allá del mero coleccionismo).

A lo mejor Google+ puede cambiar esto. Desde luego capacidad tiene gracias a las posibilidades que ofrecen los círculos. Ya veremos.

Via Health Blog del Wall Street Journal