Sobre muertes y herramientas complementarias

Publicado por en feeds, RSS

Como consecuencia del anuncio del cierre de Bloglines, se ha hablado esta semana de que si los lectores de RSS están muertos o no, aunque parece que pese a la “muerte” de un pionero, “el nuevo” (Google Reader) goza de muy buena salud.

Después del dato publicado hoy en TechCrunch de que el 25% de los tweets contiene enlaces, lo que sí parece claro es que la forma en la que llegamos a contenidos sigue cambiando.

El lector de feeds es reactivo: el usuario tiene el control, y llega al contenido cuando tiene tiempo y el dispositivo adecuado (no a todos nos gusta ver todos los contenidos en un dispositivo móvil en en metro). Si quiero prescindir de él y depender sólo de Twitter necesito herramientas complementarias como Read it Later, Instapaper o las propias listas de Twitter que me apoyen el (a veces) apabullante streaming de Twitter con un “buzón” donde tengo guardado lo que quiero leer.

Habrá quien sustituya una herramienta (lector) por un canal (Twitter), pero lo que parece más natural es verlos como complementos uno del otro, porque donde sí Twitter puede estar ganando la partida es en la función de compartir, o al menos de medio por el que notificar que se quiere compartir algo, y luego enlazar a la fuente o al lugar (Buzz, Friendfeed, …) donde he comentado algo sobre esa fuente.

De lo que parece que no hay duda es de que con más de 90 millones de tweets al día, Twitter sí goza de una estupenda salud.