RSS y otros bichos raros

Publicado por en RSS

RSS

Veo en Microsiervos esta cita de Marshall Kirkpatrick:

Mi opinión es esta, y voy a intentar decirla sin sobresaltarme demasiado: La falta de adopción del software de lectura RSS por parte de los consumidores y negocios es de los sucesos en la reciente historia tecnológica que peor habla del estado de la humanidad. Que un repositorio personalizado y centralizado de actualizaciones hechas via canales dinámicos de información ofrecidos por fuentes gratuitas y confiables de publicación democrática en todo el mundo haya sido ignorado tecnológicamente y reemplazado en la atención popular por jueguitos que pudren la mente hechos en Flash en Facebook es tan deprimente como la manera en la que los sueños de la educación pública se quebraron cuando la promesa de la televisión se volvió su realidad […] Es terrible. Es razón para empacar todo e irse a casa.

No comparto el tono apocalíptico de la cita, pero comparto totalmente el fondo.

Me sigue sorprendiendo cada día que un porcentaje superior al 90% de mis interlocutores profesionales no solo no utilicen lectores RSS sino que ni siquiera saben de qué les estoy hablando cuando les pregunto si saben lo que son.

En la era de la personalización total, de las herramientas para adaptar a mis gustos y necesidades prácticamente todo, la mayor parte de los profesionales no sabe lo que es algo que dejó de ser una novedad cuando Bloglines dejó de ser un estándar.

A pesar de que hay quien los está abandonando por el uso que hacen de Twitter, yo sigo encontrando los lectores RSS de enorme utilidad.

En mayo de 2005, cuando escribí “Todavía nos falta mucho” tal vez era pronto, pero seis años después parece que las cosas han cambiado poco.